Un problema de afilado

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

El fluir del agua abrió una zanja de 400 Km de largo por 20 Km de ancho y hasta 1600 m de profundidad en el Gran Cañón del Colorado

Las gubias Pfeil tienen la gran ventaja de venir muy bien afiladas de origen. Tras un uso prolongado el asentado del filo devuelve a nuestras queridas gubias la capacidad de corte original.

 

Un buen acero permite que esa operación sea fácil y rápida.

Si el filo no aguanta y cada vez se requiere más presión para cortar, algo no esta bien.

 

El simple cuero puede con el tiempo inutilizar nuestra gubia.

En este vídeo vemos lo difícil que resulta corregir la forma original del bisel tras meses de repetir el mismo gesto.

 

Tags:

Música Tallamadera

Haz tu donativo y contribuye a que podamos disfrutar de la música mientras tallamos en el taller

- publicidad -